#El fin de semana continúan el calor y calima en el este y la lluvia y el ambiente suave en el oeste #noticias #2022

#El fin de semana continúan el calor y calima en el este y la lluvia y el ambiente suave en el oeste #noticias #2022

El tiempo del primer fin de semana de junio, el primero de un verano meteorológico que se barrunta más caluroso de lo habitual, continuará con la misma tónica de la semana, con la España peninsular y Baleares dividida en dos el viernes y el sábado: mucho calor y calima en el este peninsular y el archipiélago y más frío de lo normal y lluvias en el oeste. El domingo, el ambiente será mucho más estable: predominará el tiempo seco en general y con temperaturas en ascenso por la entrada del anticiclón de las Azores. Y todo como un preludio de la semana que viene, que traerá de vuelta del calor intenso, con máximas por encima de 35° y noches tropicales en el noreste, centro y sur. En Canarias, predominará el régimen de alisios el fin de semana y buena parte de la semana que viene, con nubes en el norte de las islas más montañosas y cielos despejados en el resto. Las temperaturas subirán progresivamente, con más de 30° en la segunda mitad de la semana en el sur de las islas.

La causa de esta España partida en dos, explica Rubén del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), es la presencia desde comienzos de la semana de una borrasca atlántica al oeste del país. En cambio, a la mitad oriental y Baleares llega aire mucho más cálido procedente de África, con polvo en suspensión, por lo que las temperaturas están siendo altas para la época y hay calima. Entre medias, en zonas de montaña y aledaños del interior peninsular se esperan tormentas vespertinas.

Este viernes y el sábado, el tiempo será muy similar al del jueves porque la borrasca seguirá afectando al noroeste. Se esperan tormentas en Galicia y Asturias, que pueden ser localmente fuertes ―15 litros por metro cuadrado en una hora― y acompañadas de granizo. También podrá haber tormentas localmente fuertes en Pirineos y zonas próximas y los chubascos pueden extenderse a la depresión del Ebro y al sistema Ibérico. No se descartan chaparrones en Baleares, donde el agua puede caer acompañada de barro. En el resto del país, cielos poco nubosos y temperaturas sin cambios, con ambiente cálido en el tercio oriental y Baleares y fresco en el tercio occidental. Los termómetros superarán los 33°/34° en el valle del Ebro, interior de Cataluña y sureste de la Península. “Estos valores de ciudades como Pamplona, Logroño, Zaragoza y Lleida contrastan con otras tradicionalmente más calurosas como Badajoz, donde apenas superarán los 25°/26. Salamanca se quedará en apenas 23°”, destaca el portavoz de Aemet.

El domingo, el anticiclón de las Azores comenzará a entrar en cuña en la Península y estabilizará la atmósfera, lo que dará lugar a un tiempo seco en la mayor parte del país, aunque aún se producirán lluvias débiles en Galicia y Asturias y chubascos tormentosos en los Pirineos catalanes, que se pueden extender a otras zonas de la comunidad. El lunes, esta situación se repetirá, pero se sumará el sistema Ibérico a los chubascos tormentosos.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

Las temperaturas bajarán el domingo en el tercio norte y subirán en el centro, sur y áreas mediterráneas. Esta subida se generalizará el lunes, especialmente en el este de la Península, salvo en la Comunidad Valenciana, donde bajarán algo. “El lunes ya hará más de 30° en buena parte del noreste, centro y sur y se superarán los 35° en el valle del Ebro, zonas de La Mancha, interior de Murcia y Mallorca, valle del Guadalquivir y sur de Andalucía”, puntualiza el meteorólogo.

El martes llegarán vientos del norte al norte, que bajarán un poco las temperaturas y dejarán lluvias débiles en Cantábrico y Pirineos. En el resto del país, cielos poco nubosos y temperaturas con apenas cambios: ligeras bajadas en el interior oriental y ligeras subidas en el suroeste y área mediterránea. En Córdoba, ya se escalará a 37° y Murcia a los 38°. A partir del miércoles, “aunque aún hay incertidumbre, parece que se inicia una subida de las temperaturas que puede tener continuidad en la segunda mitad de la semana”, atisba Del Campo. De producirse, será un nuevo “episodio inusualmente cálido” en el centro, este y sur de la Península, con los 35° de generalizados en estas zonas y los 38° en puntos del valle del Guadalquivir y Andalucía oriental. También se extenderán por las mismas áreas las noches tropicales, en las que los termómetros no bajan de 20°. “Son temperaturas máximas entre 5° y 10° por encima de lo habitual para la época y las mínimas, sobre todo en el sur, entre 3° y 5°”, subraya el portavoz de Aemet. Las lluvias “también serán muy escasas y débiles” de miércoles a domingo y quedarán acotadas al extremo norte.

Las causas son “la presencia de una masa de aire subtropical ya cálida en origen”, que se suma a “las altas presiones, que estabilizarán la atmósfera y permitirán que brille el sol, que en junio ya calienta con fuerza”. Además, habrá “una dorsal anticiclónica ―aire cálido y altas presiones también en niveles medios de la Troposfera― con aire que desciende y, en su camino hacia la superficie, se comprime y aún se calienta más”.

#El fin de semana continúan el calor y calima en el este y la lluvia y el ambiente suave en el oeste #noticias #2022

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*