#Los señores de las criptomonedas: fortunas nacidas de la volatilidad #noticias #2022

#Los señores de las criptomonedas: fortunas nacidas de la volatilidad #noticias #2022

Los ricos de las criptomonedas son hombres, norteamericanos y rondan los 40 años. La lista Forbes contabilizaba en abril 19 milmillonarios en el sector, un club vedado a las mujeres: no hay ni una sola entre las grandes fortunas nacidas de las divisas digitales. Tampoco hay demasiada diversidad geográfica —solo dos surcoreanos y un canadiense rompen la uniformidad estadounidense—. La mayoría son nombres desconocidos para el gran público. Dinero nuevo y de movimientos veloces: las cantidades se mueven al son de las cotizaciones, con lo que caducan un instante después de haberlas escrito. Estos son algunos de los señores de las criptomonedas.

Changpeng Zhao

El fundador de Binance es el único que rivaliza con los más acaudalados del planeta. O rivalizaba. En sus datos de abril, Forbes cifraba su riqueza en 65.000 millones de dólares, muy cerca del creador de Facebook, Mark Zuckerberg, y entre los 20 primeros del planeta, pero el llamado cryptocrash de las últimas semanas ha rebajado con fuerza sus números: este lunes la revista estadounidense otorgaba a este canadiense nacido en China un patrimonio de 17.400 millones de dólares.

Changpeng Zhao, durante una entrevista con EL PAÍS en Madrid, el pasado abril.KIKE PARA

Pese al brusco descenso, sus ingresos no dependen solo de las criptomonedas que posee (reconoce tener bitcoins y BNB), sino también de la evolución de Binance, que cobra una comisión por cada operación que sus usuarios realizan. En tiempos de caídas como los actuales, la llegada de nuevos usuarios se ralentiza por el miedo a las pérdidas. En una reciente entrevista con EL PAÍS, Zhao, de 44 años, afincado en Dubái, y con seis millones de seguidores en Twitter, señaló que pretende donar o invertir en pequeñas empresas más del 90% de su fortuna. E hizo un augurio: “las criptomonedas estarán por todas partes” en un futuro próximo.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.

Suscríbete

Sam Bankman-Fried

El segundo en la lista, el estadounidense Sam Bankman-Fried, es también el más joven. A sus 30 años, el fundador y consejero delegado de la plataforma de compraventa de criptomonedas FTX tiene una fortuna de 24.000 millones de dólares según Forbes. Su compañía recaudó en enero 400 millones de dólares en una ronda de financiación con inversores. El precio que pagaron la valora en 32.000 millones de dólares, 7.000 más que en octubre. Hijo de profesores de Derecho de la Universidad de Stanford, Bankman-Fried creció fascinado por los libros de Harry Potter, era seguidor del equipo de béisbol San Francisco Giants y aficionado a videojuegos como Starcraft o League of Legends.

Samuel Bankman-Fried, fundador y CEO de FTX, testifica en el Senado estadounidense acerca de la regulación de activos digitales.
Samuel Bankman-Fried, fundador y CEO de FTX, testifica en el Senado estadounidense acerca de la regulación de activos digitales. SAUL LOEB (AFP)

Estudió Física en el prestigioso MIT, aunque en entrevistas posteriores ha negado que lo aprendido allí le sirviera luego para su carrera profesional. Su implicación política es patente: fue el segundo mayor donante de la campaña electoral del demócrata Joe Biden —5,2 millones de dólares, solo por debajo de los 56 millones de Michael Bloomberg—. Es partidario del llamado “altruismo efectivo”, una filosofía que se basa en maximizar el bien que puedes hacer a los demás con tu dinero. Y como Zhao, ha expresado su intención de donar su fortuna en un futuro, todavía en vida.

Brian Armstrong

El podio lo completa el estadounidense Brian Armstrong, con 6.600 millones de dólares de patrimonio. Y como los dos que le preceden en la lista, también es el fundador de una plataforma de compraventa de criptomonedas, en su caso Coinbase. La firma norteamericana copó titulares el año pasado al ser la primera compañía de este tipo en empezar a cotizar en la Bolsa de Nueva York, lo que facilitó que inversores ajenos al mundo cripto hicieran sus primeras incursiones, dado que estaban más familiarizados con la operativa de comprar y vender acciones. Los comienzos de Coinbase fueron prometedores: llegó a estar valorada en más de 100.000 millones de dólares. Pero el aterrizaje está siendo brusco. La fuerte corrección del precio de las criptomonedas le está pasando factura, y hoy, un año después de su estreno bursátil, está valorada en 15.000 millones, un 80% por debajo de sus máximos.

Brian Armstrong, cofundador y consejero delegado de Coinbase, en la oficina de la compañía en San Francisco, California.
Brian Armstrong, cofundador y consejero delegado de Coinbase, en la oficina de la compañía en San Francisco, California. Michael Short (Bloomberg)

Armstrong, de 39 años, tuvo un paso fugaz por la plataforma de alquiler turístico Airbnb antes de fundar la empresa en 2012. Lo hizo junto a Fred Ehrsam —la 15 fortuna cripto—, un antiguo trader de Goldman Sachs graduado con honores en ciencias de la computación por la Universidad de Duke (Carolina del Norte), el mismo título que obtuvo Armstrong por la Universidad de Rice (Texas). Su relación con la política es muy diferente a la de Bankman-Fried. En septiembre de 2020 publicó un controvertido mensaje en el blog de la empresa en el que pedía a sus empleados que evitaran cualquier tipo de activismo social o debate político por ser una fuente de distracción y división interna. Luego ofreció generosos incentivos económicos para dejar la empresa a los que no estuvieran de acuerdo con esas normas. También fue noticia por la compra de una mansión de 133 millones de dólares en Bel Air, la cuarta mayor operación inmobiliaria de la historia de California.

Cameron Winklevoss y Tyler Winklevoss

Fuera del trío de cabeza, destacan los gemelos Cameron y Tyler Winklevoss, seguramente los más conocidos debido a la batalla legal que libraron con Mark Zuckerberg sobre la idea original de Facebook. El enfrentamiento aparece en la película La red social, una producción sobre la gestación de la tecnológica, pero para quien se pregunte qué fue de ellos, la respuesta es que no les ha ido mal, al menos en lo económico. Forbes calcula que gracias a sus tempranas inversiones en bitcoin —compraron en 2012, cuando casi nadie lo hacía, y, por tanto, a unos precios muy por debajo de los actuales— han amasado una fortuna de 4.000 millones de dólares cada uno. El origen de su dinero está precisamente en su pleito con Zuckerberg. El choque por la idea de Facebook se zanjó con un pago de 65 millones de dólares a los gemelos, que reinvirtieron ese dinero en acciones y criptomonedas hasta multiplicarlo. Para aprovechar el auge de los NFT, también tienen su propia plataforma de arte digital.

Tyler y Cameron Winklevoss, durante su participación en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 en la categoría de remo.
Tyler y Cameron Winklevoss, durante su participación en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 en la categoría de remo.APF

Michael Saylor

No todos los milmillonarios engendrados por el mundo cripto son jóvenes en camiseta o emprendedores digitales de mediana edad. Michael Saylor, un empresario que vio esfumarse buena parte de su fortuna durante la burbuja de las puntocom hace poco más de veinte años, es uno de los que se ha unido con más entusiasmo a la nueva fe del bitcoin. A sus 57 años, ha entrado en la lista gracias a su empresa, MicroStrategy, originalmente dedicada al software pero ahora convertida en un vehículo de inversión que acumula y acumula bitcoins, hasta el punto de que su cotización en Bolsa sube y baja en función de las emociones de la divisa, y muchos señalan que invertir en sus títulos viene a ser algo parecido a hacerlo en la criptomoneda reina.

No es exactamente así, pero no se aleja demasiado: en los últimos seis meses el bitcoin se ha hundido casi un 50%, y MicroStrategy un 70%. Pese a ello, en abril Forbes calculaba la riqueza de Saylor en 1.600 millones de dólares. El empresario ha intercambiado mensajes en Twitter con Elon Musk, el hombre más rico del mundo, al que ha animado a que compre más bitcoins a través de su compañía de coches eléctricos, Tesla, que a cierre de 2021 poseía unos 2.000 millones de dólares en bitcoins.

Bonos: Elon Musk y Jack Dorsey, los propagandistas más famosos

Musk está entre los millonarios que han animado a invertir en criptomonedas a través de las redes sociales, aunque no está en la lista porque el origen de su fortuna no son las criptomonedas, sino que simplemente ha optado por dedicar una pequeña parte de ella a comprarlas. El pasado marzo dijo que todavía poseía bitcoins, ether y dogecoin. “Todavía tengo y no venderé mis bitcoin, ethereum o doge”, aseguró.

En esta categoría de inversores de fortunas nacidas de empresas ajenas a las criptomonedas también entra el fundador de Twitter, Jack Dorsey, que ahora ha convertido el bitcoin en el epicentro de sus inversiones, y ha expresado su convencimiento de que algún día este reemplazará al dólar.

Jack Dorsey acude a la conferencia sobre criptomonedas en Miami, en 2021.
Jack Dorsey acude a la conferencia sobre criptomonedas en Miami, en 2021. MARCO BELLO (AFP)

Contenido exclusivo para suscriptores

Lee sin límites

#Los señores de las criptomonedas: fortunas nacidas de la volatilidad #noticias #2022

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*