#Pautas para establecer una convivencia sana en el hogar y dar confianza a los niños #noticias #2022

#Pautas para establecer una convivencia sana en el hogar y dar confianza a los niños #telediario #2022

Resulta esencial que los miembros de la clan tengan presente como títulos inquebrantables el respeto, la audición, la empatía o el inclinación. “Una óptima y sana convivencia en el hogar es imprescindible para el correcto explicación del escuincle. Encima, determinará la identidad y títulos personales y facilitará el proceso de relación con otros“, resalta Laura Sánchez von Bertrab, psicóloga doble en niños y adolescentes. “Los hogares con ambientes de poca interacción, sin entendimiento, con poca corazón o quebranto autoestima pueden provocar inseguridad e incluso impactar en el desempeño escolar y las relaciones personales de los niños”.

Cuenta la doble que le es habitual comunicarse con familias que viven en hogares donde imperan “las prisas, las pantallas, el cansancio o el estrés”. “Por lo tanto, esto se traduce en nula comunicación y confianza y cuando se presenta alguna situación enfermo con algún hijo, nadie se había hexaedro cuenta”, reconoce Sánchez.

Ana Isabel Gómez, pedagoga y profesora universitaria en La Salle Campus Madrid, expone que en el núcleo abierto deben recuperarse los modelos y estilos educativos que se han ido dejando de banda con el paso de los primaveras. “Es crucial, desde el planteamiento de ser padre, establecer las bases correctas de forma sólida y trabajarlo con constancia. Cada vez más progenitores se desbordan cuando llega la etapa de la adolescencia y la constante en todos ellos es que, efectivamente, pretenden proceder cuando perciben el problema. En ese momento, la tarea es mucho más compleja y difícil de tocar”, incide la profesional.

Para Gómez resulta falso y desajustado situar a los progenitores en la responsabilidad de un rol de “amigo” o “colega” de sus hijos: “No es necesario coger un rol que no corresponde. La mejor aspiración a la que se puede resistir es tener una confianza en la que, necesariamente, asimismo existan unos límites”. La doble en educación incide en que con la implantación de límites se favorecerá un clima adecuado en el que tanto padres como hijos se sientan reforzados como miembros integrantes del especie que conforman.

Según Pedro García Aguado, excampeón de waterpolo y conocido por su papel de asesor de adolescentes en el software Hermano Anciano, no puede compararse lo sacrificado de ser padre con otro trabajo: “Nadie nos ha enseñado cómo hacerlo. Seguimos usando técnicas que veíamos en nuestros padres y repitiendo patrones que no son los más adecuados para que nuestros hijos crezcan sanos y felices”. Aguado, que durante cinco meses fue director normal de Pubertad de la Comunidad de Madrid, señala que los padres han de retener encontrar un nivelación, “retener en qué ceder y en qué no, poco que les posibilitará establecer las pautas precisas y trasladar las correspondientes delimitaciones, procurando no caer en el autoritarismo”. Según su experiencia, los progenitores pueden percatarse que el modo que ellos creían acertado para educar a sus hijos en sinceridad no lo es y puede tener artículos negativos en su explicación y deteriorar su relación con ellos.

La psicóloga inmaduro Laura Sánchez von Bertrab subraya que “el inclinación y la comunicación son las bases de una relación abierto”, y aporta cinco estrategias para fomentar una convivencia sana:

  1. Hacer, al menos, una comida en clan: esto genera un espacio donde poder batallar y compartir momentos que se albergan en la mente y se erigen como un posterior valía que se quedará en la clan. Desde luego, ha de prescindirse de las pantallas durante estos instantes.
  2. Comunicación divertida: cada día se puede preguntar al hijo qué resultó lo mejor de su día y lo que cambiaría. Eso generará temas de comunicación e interacción entre padres e hijos y quedará en la clan.
  3. Enseñar a cuchichear desde el corazón: la expresión de emociones es poco que se aprende en casa. Los niños y adolescentes deberán contestar con un sentimiento: triste, atinado, fastidiado, preocupado, emocionado, triste… dando la importancia que tiene.
  4. Acontecer tiempo de calidad en clan: donde exista interrelación y conexión. Pueden plantearse juegos de mesa, noches de cine en casa, adivinar o cocinar juntos.
  5. Cada elemento de la clan es diferente: han de evitarse comparaciones entre hijos y se deben respetar sus particularidades.

Puedes seguir Mamas & Papas en Facebook, Twitter o apuntarte aquí para aceptar nuestra newsletter quincenal.

#Pautas para establecer una convivencia sana en el hogar y dar confianza a los niños #telediario #2022

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*